Hola, he leído esta página y me gusto tanto que comenzaré a redactar mis experiencias y mis fantasías. Comenzaré con una de ellas, que creo es la mas candente que he tenido, todo comenzó al relacionarme con una mujer mayor que yo.

A finales de 1999, conocí por medio de una amiga de la Universidad a una amiga de ella, que nombrare como Bárbara, ella es una mujer delgada de un muy bonito cuerpo que es muy alegre, comencé a salir con ella en plan de amistad pero en realidad quería ligármela.

Después de varias visitas a su casa, citas en el cine y otros lugares públicos comenzamos a salir a la disco. Yo tendría 21 y ella 28 así que era muy morboso para mí salir con una mujer así. Pero al parecer para ella no lo era y solo quería mi amistad, hasta una noche que fuimos a un bar.

Un sábado por la noche estaba en su casa platicando de cosas sin importancia hasta que llegaron unos amigos que nos invitaron a salir, rápido accedimos a ir a la disco. Al llegar comenzamos a ordenar bebidas, y a bailar, como era verano, todas las discotecas tenían una fiesta de espuma, para los que no saben, es una fiesta donde a ciertas horas inundan la pista con espuma, así que todos se mojan, y comienza el cachondeo.

Comenzó la fiesta y salimos a bailar todos, ella y yo como era conocido éramos pareja de baile, así que salimos a danzar. Con la música, las copas y la espuma comenzamos a bailar de una manera tan cachonda, que empezó ponerse erecto mi pene. Ella tallaba su culito sobre mí y lo sentía muy rico pero no hice nada porque no era la primera vez que bailábamos cachondo. Terminamos de bailar y después de un tiempo nos fuimos a casa, como para ese entonces aun era estudiante pues no tenia carro así que ella me llevo a la casa, estando fuera al despedirnos nos besamos, pero de una forma que pasó su lengua por mis labios, los chupo suave y firme y al final los mordió, después de eso lo único que pude hacer fue despedirme entrar a casa y masturbarme como loco ya que tenia varios meses sin pareja, pues con facilidad me calentaba (y valga decir que aun con pareja me masturbo seguido ya que me encanta el placer de un buen orgasmo).

A la semana me llama a mi casa y me dice:

-Hola, que haciendo, besador compulsivo,
-Jajá jajá Pues nada preparándome para ver pelis.
-Sabes necesito hablar contigo hoy.
-Claro, ¿vienes a mi casa? o ¿voy?
-Pasa tu que mi carro esta sin gas y pues no creo que quieras llenar el tanque.
-Pues que me haz convencido.
Ese comportamiento era de lo mas normal ya que sin ser nada éramos muy unidos.

Al llegar a su casa, comenzó la plática acerca de lo ocurrido el fin de semana anterior:

-He pensado mucho en ese beso… ¿Y tu?
-También, tanto que casi me pone cachondo recordarlo
-jajá jajá ¿casi?, si tu no me seduces porque te doy miedo pero sino ya sería otra historia
-Me dices que me das miedo, pues estas equivocada, nadie me intimida, y no lo niego me pones cachondo y que. (pensaba que se molestaría pero….)
-¿Enserio? ¿Te pongo cachondo?
(ya la había cagado ya no podría echarme atrás así que continué)
-Si la verdad Bárbara me pones muy cachondo, estas muy bonita y pues soy hombre
-Mira nada mas, mi buen amigo me confiesa que en las noches se lo menea en mi honra
-No digas nada, porque tú no te quedas tan atrás
-¿Tratas de decir que yo me doy con el dedo?
-Pues si, o ¿Cómo puedes aguantar sin acostarte con nadie cada noche?
-Pues para tu información no me doy con los dedos (con una sonrisa muy picara)
-Así pues entonces tienes un consolador o ¿que?
-Pues claro, este no se cansa y no es infiel, jajajajaj (no sabía si era verdad o mentira así que me atreví y pregunte en un plan serio)
-¿De verdad tienes un consolador?, es seria mi pregunta
(después de un silencio incomodo)
– La verdad…. Si, no te puedo mentir
(para hacer esto menos tenso comente)
-A que mi amiguita, teniendo este amigo y dándose con un plástico por las noches…
(pero esto no suavizo la situación)
-¿Pues si te dijera que ese día del beso, me corrí 3 veces pensando en ti? (lo dijo a mi oído de la forma mas candente que pudo y chupo mi cuello)

A partir de ahí comenzamos a besarnos y a acariciarnos, la besaba en el cuello, hombros, boca, en su cara de una manera sube tierna respirando su olor, saboreando su piel, yo tenía mi miembro duro (no me gusta mentir es de tamaño normal pero aguantador 16 cms.) lo tomo y me dice al oído:

-Así que esto era lo que tenia en medio de mis nalgas la semana pasada (recuerden que bailamos cachondo)
-Claro, este es mi juguetito y no es de plástico.
-Mmmmmm, hasta no probarlo te diré
-Todo tuyo amiga….

Desabrocho mi cremallera y metió su mano bajo mi interior, y comenzó a moverla, pero la detuve, saque su mano y le dije:

-Permíteme, yo seré el que comience,….reanude mi jugueteo sobre su piel, lamía cada parte del cuello abdomen, y trataba de llegar a sus senos, así que decidí quitarle la blusa y el sostén, comencé a chupar sus pezones, a lamerlos, mesarlos, ella, solo tenia cerrados los ojos y comencé a bajar, desabotone su pantalón, lo baje y quedo solo en una tanga azul bellísima. Continué besando su vientre, sus piernas muslos, y ya con sus piernas abiertas hice aun lado su tanga y su coño estaba lleno de vello pero recortado, y comencé a chupar sus labios, una y otra vez, los chupaba, más y más, ya estaba tan mojada que comía todo lo que salía de ella. Abrí su vagína y comencé a chupar su clítoris mientras masajeaba su ano, metía mi lengua, algún dedo pero sin dejar de lamer ese clítoris que sabia a gloria, cuando tubo su primer orgasmo me comí todo lo que salía, y como tenia un dedo dentro de ella sentí como presionaba mi dedo cada vez que gritaba:

-Así, mételo, así así haaa haaa que rico, hazme tuya, soy tu zorra….

Al terminar ese orgasmo me acerque a su cara y le dije:

-¿Que quieres que te haga zorrita? ¿Cómo quieres que te lo haga?

Se levanto y poniéndose en cuatro me dice:

-Cojeme por el ano, quiero que me des duro

Comencé a meterlo por su ano, he de confezar que para la edad que tenia nunca había tenido una mujer con ese culo y esa calentura….

-haaaaaa haaaa haaaaaaa!!! Así papito, cogeme duro…. Haaaaa haaaaa!

-Zorrita que buena estas, me gusta tu culito, que rico lo tienes mamita…

Después de un rato, comencé a venirme, me pidió que me corriera en su ano, así que saque la verga y la inunde de semen en todo su ano, estaba exhausto, ella con una cara de felicidad se recostó sobre mi pecho y me dice:

-mira como me pones, me conviertes en una puta, en una zorra…
-pero te gusta…
-me encanto, y espero que para la próxima me hagas sentir aun mas tu puta amiga… jajajaj

Bueno ese fue mi relato espero les gustara, aunque es corto crean que venirse con mi amiga es un placer… buen día… cachichurris boy


visit beautifulagony.com
beautiful agony