Y empezó con su vaivén de mete y saca violentamente, no podía creer que estaba siendo cogido en un cañal.

Soy de Tabasco México, tengo 25 años 1.84 de estatura delgado, de nalgas suficientes como para hacer vibrar a cualquier macho que me tenga en sus manos, jajajaja. Les cuento que vivo en un pueblo, y esto sucedió hace aproximadamente cuando tenía 21 años de edad, en ese entonces era mas tímido y en mi lugar había un chavo que trabajaba en una negocio de venta de materiales de construcción, cemento, bloks, grava, etc, el era el cargador y también chofer de la camioneta que reparte los materiales en el poblado y los alrededores, se llama Genaro, es de piel morena de 1.70 ya se imaginaran que cuerpo tiene, bronceado por el sol, su piel morena dorada, unos músculos uyyy, un pecho que hacíe que te humedezcas con el solo hecho de verlo estar subiendo Bultos de cemento en su desnuda espalda, y con el pañuelo típico amarrado en la cabeza, unas piernas fuertes, y todo cubierto por una ligera capa de vello suave al tacto, waoo, solo al escribir esto, siento sus manos rudas recorrer mi cuerpo, pero bueno no me adelantó.
Una mañana al ir por la calle, sentí que se estacionó a lado mío y con todo el cinismo que lo caracteriza me dijo: Te llevo. Yo solo le di una sonrisa, y cambiaba de colores, no quería que nadie se diera cuenta, el solo arrancó nuevamente y se fue, me dejó ahí paralizado, en fin fue el comienzo de todo, en las noches cuando salgo en bicicleta y el anda comprando tacos o solo dando la vuelta lo volví a ver, y me saludaba, me preguntaba de la escuela, de mis planes es un buen chico trabajador, y a sus 32 años está como quiere, lastima que su esposa no le de lo que quiere, en fin llegó el momento que me lo encontré me dijo que si quería dar la vuelta, no tenía nada que hacer en casa, lo seguí en la bici, nos fuimos perdiendo en la tarde y los minutos pasaban y vi que sus intenciones eran las que yo suponía, platicábamos de cosas triviales, en mi pueblo hay plantíos de arboles de cacao, naranjas y en especial muchos terrenos de caña de azúcar, nos alejamos del pueblo y empezamos a pasar por caminos sin pavimentar la oscuridad de la noche era nuestro testigo, la luna llena a todo su esplendor nos dejaba solo ver el camino tenue que se perdía cada momento, mi cuerpo vibraba mi corazón latía a mil, por fin paramos, y me dijo: ¿Qué plan? Nada fue mi respuesta, no sabía que hacer, sabía a que iba pero no tomaba la iniciativa, solo bajamos de las bicicletas, nos introducimos en el cañal, el viento soplaba lentamente el silencio era un asesino en ese momento, dejamos las bicis a un lado, se paró frente a mi, olía riquísimo estaba recién bañadito y me tomó de las manos cerró sus ojos y sus labios húmedos y fríos por el ambiente se juntaron con los míos, ahhh que orgasmo labial sentí, sonreí y me dijo el loco todavía: Se que te gusta la verga, se te ve, me lo han dicho, mámamela, uyyyy que rico le dije no tan rápido, obvio el no tenía experiencia, el lugar no era el mejor, pero era mega exxxcitante estar en medio de varas de caña de azúcar, en medio del monte, jajajaja, le di otro beso rico y su barba al ras de su piel la deslizo por mi cuello, la deslice por mi rostro, wuaooo!!!, el tomó mis nalgas con sus dos manos, mi pantalón cayó al suelo y sentí que su dedo jugaba con mi culo, que estaba ansioso de ser penetrado por ese cargador de materiales, mis manos recorrieron su pecho, se quitó la camiseta y la tiró en la bici, la mía fue a parar encima de la de él, mis labios recorrieron su pecho y lamía su tetillas, un gemido ahogado salió de sus labios, y no podíamos acostarnos y revolcarnos, el precio a nuestro placer era estar parados como dos varas mas de caña de azúcar, bajé lentamente a su pantalón blanco de mezclilla que a la luz de la luna y con el verde la caña hacian un juego hermoso a mi vista y mas en ese escultural cuerpo, desabroché su cinturón, abrí el cierre y bajé su pantalón a sus rodillas, su trusa roja salió a mi vista y empecé a morder ese bulto que mi cuerpo ya estaba ansiando. Mamamela, chupala Toñito, eran las palabras que escapaban de su boca, la tome con mi mano, tenia liquido seminal en la punta de la verga, lleve mi boca a su verga y un gemido lo hizo vibrar de placer: AHHHHH, así, lentamente fui succionado ese pedazo de carne que no era enorme, pero si de buenas dimensiones como para hacerle gozar a cualquiera. Mi cabeza fue sujetada por sus dos manos fuertes, y sentía el vaivén de su huevos chocar en mi cara, era excitante estar siendo follado por la boca, en un cañaveral de pasiones, cuando me soltó y levantó, me dio un beso súper cachondo al mismo tiempo que el jugaba con mi culo y yo recorría toda la espalda, lo tierno y lento había desaparecido, me dio media vuelta. Agáchate escuche que me dijo, date la vuelta, sentí que escupía y sus dedos toscos jugaban en mi entrada de mi culo, le echó un salivazo a su verga y me jaló y de un solo golpe metió la punta de su verga, UMMMM solo alcancé a decir su verga estaba entrando en mi culito, y de un solo jalón se me fue hasta el fondo, sus manos sujetaron mi cintura y me jaló hasta el tronco, waooo!!!. Y empezó con su vaivén de mete y saca violentamente, no podía creer que estaba siendo cogido en un cañal. Así Toñito muévete me ordenaba y yo obedientemente me inclinaba más para que mi cargador de materiales me la metiera hasta los huevos, ahhh, si más, solo alcanzaba a decir al mismo tiempo que me jalaba la verga la cual estaba al tope de dureza, así me tuvo por varios minutos, cuando sentí que venía lo mejor, sus vergazos fueron mas fuertes y sentí una descarga de leche en mi interior, ahora Genaro me había hecho suyo en aquel cañal, en medio de sonido de grillos y en una noche de luna llena que nos hicieron compañía. Me incorporé me miró y sonrió. El silencio se hizo notar me acerqué y le di un beso, el cual fue muy bien correspondido, nos vestimos, salimos de ahí con temor, nadie nos vio, regresamos al pueblo y cada quien se fue a su casa, yo feliz, él a ponerse a cuentas consu esposa..
Espero comentarios, tengo muchas exxxperiencias, escríbeme a mi correo es kiozkoz @ hotmail. com o simplemente deja tu opinión.
Toño

Busquedas entrantes: