Hoy me he levantado especialmente cachonda…la cabeza todavía me daba
vueltas después de lo ocurrido ayer….no podía haber sucedido que una de
mis mas soñadas fantasías se hubiera hecho realidad…pero sí…todo mi
cuerpo me decía lo que había pasado, mi cansancio y mi satisfacción no podían
ser mas gratificantes….¡¡¡¡¡que noche¡¡¡¡¡

La cena con nuestros amigos había sido perfecta…como
Siempre risas, alcohol…y creo que algo más. La conversación de la sobremesa
había ido subiendo de tono…nos contábamos experiencias…el tema del sexo
hacía que le estancia se llenara de gratas sensaciones. La confianza entre
nosotros era bastante grande…los mismos años casados….las dos parejas
teníamos los mismos hijos..nos gustaba la marcha por igual. Mi marido se reía
y me miraba lascivo… augurándome que cuando nos quedásemos solos…la
fiesta continuaría para nosotros dos. Pero algo en el aire….no sé…todo
apuntaba a que los acontecimientos se precipitarían de un modo muy muy
extraño.
La noche estaba cada vez más cargada y ya era muy tarde;mi
marido, Javier, y Oscar aún reían sirviéndose una copa más, pero su pareja
sufría de unos pésimos efectos del alcohol y quería marcharse, y como si
nada…el decidió llevarla a casa (no viven muy lejos de nosotros) y
volvió…la juerga continuaba.
Llegó un momento en que mi cabeza comenzó a dar muchas vueltas,me sentía
perdida en mi propia casa…y muy cachonda…así que me dejé caer en el sofá
y apague la lámpara, quería estar en penumbra. Allí estaba yo estirada en el
sofá, con una pierna dejada caer hacia el suelo…así…con las piernas
entreabiertas me sentía bien, aunque mi vestido se había subido demasiado no
intente cubrirme,pensé que porqué iba a hacerlo…había confianza.
No dormía, solo tenía los ojos cerrados y les oí acercarse y comentar lo
colgada que parecía encontrarme; mi marido, sin pensárselo le comento a Oscar
que se estaba poniendo a cien al verme así y que me echaría un polvo allí
mismo si pudiera. Oscar se rió y dijo que hasta él lo haría viéndome
así….entonces escuché lo que nunca creí que pudiera oir…javier le
dijo:¿y porque no?.Al oír esto sentí que mi coño se mojaba hasta los
topes…y que un estado de ansiedad me recorría todo el cuerpo…yo también
me dije mentalmente :¿porque no?¡¡¡¡dios me moría solo de pensarlo¡¡¡¡¡.
No quise abrir los ojos, esperaba acontecimientos y entonces oí a Javier
decir, con voz de embriagado y excitado,¡venga ,no te cortes…no pasa
nada…le volverá loca¡.yo ya no podía más ¡tenía que ocurrir algo ya¡ o allí
mismo me comenzaría a masturbar ,necesitaba sentir algo en mi coño que
ardía….ooooohhhhhhhh una mano comenzó a recorrer mi pierna…ascendía por
ella….¿quién será?,será Javier ,pensé…Oscar solo estará mirando…y me
excitaba la idea más todavía. Estaba a punto de correrme y casi ni me había
tocado. No quería abrir los ojos…pero me moría de ganas por saber quien me
tocaba….tenía que ser mi marido. entonces esa mano que ascendía llegó a su
destino y apartando mi tanga rozó suavemente mi clítoris y se metió de golpe
en mi vagina,lo que me hizo lanzar un gemido y una oleada inmensa recorrió
mi cuerpo.¡¡¡¡¡me estaba corriendo ya¡¡¡sabía que alguien miraba…pero
necesitaba saber quien me tocaba…quien me había hecho sentir aquel
orgasmo. Abrí los ojos y le ví….era Oscar…me miraba y sonreía, entonces me
asusté ¿como podía estar pasando esto…?,busqué los ojos de mi marido
desesperadamente y le ví allí…sonriendo a mi lado y me
dijo..tranquila…déjate llevar, se acerco a mi oido y me susurró: disfruta
amor…aún falta lo mejor.En esto sentí q una boca llenaba mi coño, una
lengua lo recorría de una forma bestial, haciendome retorcer de placer; cerré
de nuevo los ojos y otra boca comenzó a deslizarse por mi cuello bajando
hasta mis pechos. Era geniallllll¡¡¡¡¡estaba siendo devorada por todos los
lados…y Oscar…nuestro amigo Oscar me estaba comiendo el coño¡¡¡¡solo con
ese pensamiento me hizo corredme de nuevo.
Al verme tan excitada ,los dos estaban como locos…me sentía deseada al
límite, miré a mi marido a los ojos y le pedí su polla…quería comerla hasta
morirme de gusto, pero Oscar tenía otros planes, me giró en el sofá haciendo
que me pusiera a cuatro patas..ummmm mejor así podía disfrutar mas de la
polla de Javier… chuparla hasta el fondo, era irreal…tenía una polla en la
boca y otra me estaba penetrando con furia¡¡¡¡¡¡me estaban follando¡¡¡¡¡la
excitación estaba alcanzando unos limites increíbles; me sentía follada…me
comía una polla como si quisiera tragármela.
Como si fuera un solo pensamiento, Oscar salió de mi coño y vino con su
polla a mi boca,¡¡¡dos pollas ¡¡¡¡y yo que nunca me lo había imaginado, me
comía una…pasaba a otra ,mi lengua era un torbellino intentando acaparar lo
mas posible. Me sentía guarra…me sentía genial.
Pero mientras una idea me esta rondando en la cabeza-¿lo harán?¿seré
capaz?.Miré a los ojos de Javier y no necesité decir nada..el me sonrió y me
dijo: gozarás hasta no poder más…te van a follar dos pollas a la vez y sé
que lo estas deseando. Mientras decía esto me incorporó para tumbarse él en
el sofá ofreciendome que lo cabalgara y así lo hice. Pero yo sabía que Oscar
estaba allí detrás, a mi espalda y su mano bajaba hacia mi culo…hasta que
introdujo un dedo en mi ano.Mil temores me asaltaron de pronto..y mil deseos
de que lo hiciera también, pero no había que tener miedo. Su dedo se
introducia lentamente haciendo sitio con dulzura y de pronto ya no era su
dedo; una polla intentaba entrar en mi ano mientras que me volvía loca con la
de javier hasta el fondo de mi vagina. Creo que hacía daño…no lo recuerdo
muy bien porque si hubo dolor..este desapareció para dar paso al mas
inttenso placer que nunca había sentido. Un movimiento loco y coordinado que
me destrozaba por dentro dándome tanto gusto que me hacía gritar. Un orgasmo
bestial….un orgasmo que no se acababa nunca …que me llegaba desde la
espalda al coño..todo mi cuerpo era una explosión de placer mientras sentía
que vuestros líquidos me inundaban.
Quedamos extenuados en esa posición, no sé cuanto tiempo. Javier…mi marido
me miró,l os tres nos miramos y callamos. Sabíamos que nunca se iba a
repetir…que sería nuestro secreto…un gran secreto para una gran noche. Lo
malo es que ardo en deseos de que vuelva a ocurrir.

Autor: XHEILA

Busquedas entrantes: