Esta japonesita es descubierta en un almacén intentando robarse una falda, por lo que es llevada con el gerente o alguna persona de la tienda y recibe su merecido.

Busquedas entrantes: