Un perro obviamente entrenado por la señora de la casa para penetrarla, no se controla cuando las visitas llegan.

Lo que bien se aprende nunca se olvida.

Después, sus amigas le pedían prestado el perro para los fines de semana.

Nancy parate y se digna no te pongas en 4

Busquedas entrantes: