Todo sucedió en un verano de 1995, por aquél entonces yo contaba con 20
años y sucedió así:

Yo vivía en pueblo de Burgos cuando un verano pense en ir a Madrid a
conocer la ciudad, allí vivia mi tía a la que no solía ver mucho y con el
consentimiento de mis padres fui hasta Madrid, pensé en quedarme 4 ó 5
días, lo suficiente para conocer Madrid, y durante esos días me instalaría
en casa de mi tía.


Cuando llegué a casa de mi tía, ella, que era divorciada y vivía sola, me
enseñó la casa y me mostró cuál sería mi habitación, luego ella se marchó a
trabajar y yo me dispuse a deshacer mis maletas y colocar las cosas. Mi tía
tenía entonces 48 años y llevaba mas de 10 años divorciada, no era ningún
bombóm, era normalita.

Luego me marché a dar una vuelta por el barrio y a comprar comida que mi
tía me dijo, después de dar una vuelta regresé a casa y comí con mi tía, a
la tarde me llevó al zoo y a otros lugares y lugo regresamos a casa, así
pasaron los días cuando al tercer día yo me estaba duchando, dejé la puerta
del baño entreabierta porque cuando me metí a la ducha estaba solo en la
casa, y escuché cerrar la puerta, mi tía habia regresado, yo segui
duchándome cuando mi tía entró al baño, el baño tenía una manpara de
cristal que dejaba ver bastante bien al que se duchaba, no le di
importancia al hecho de que mi tía se estuviera desmaquillando en el baño,
decidí salir de la ducha con la toalla puesta y así lo hice, mi tía me
miró, yo estaba tapado con la toalla de cintura para abajo, y tenía el
torso al descubierto.

Mi tía me dijo que tenía buen cuerpo, me dijo que era normal puesto que era
joven, pero yo me puse algo nervioso por la forma en que lo dijo y sin mas
salí del baño y me fui a mi habitación a cambiarme, cuando me quité la
toalla y estaba con los slip puestos mi tía entró en mi habitación y me
preguntó que tal lo estaba pasando, si me gustaba aquello, me preguntó si
tenía novia, comenzó a preguntarme cosas personales me dijo que ella hacía
mucho que no estaba con un hombre, me preguntó si era virgen y yo no sabía
que decir, comenzó a excitarme la situación yo estaba en slips y ella allí
en la puerta preguntándome cosas personales, cuando mi pene comenzó a
ponerse erecto, y fue cuando mi tía se dio cuenta y se acercó.

Yo no sabía que hacer, me di la vuelta para que no se diera cuenta, pero
sucedió, mi tía se acercó me agarro de la cintura y con mucho cuidado me
quitó los slips, yo estaba totalmente empalmado, me daba lo mismo que fuese
mi tía y que no fuese precisamente un bombóm, me deje llevar, me tumbo en
la cama y comenzó a masturbarme (hasta entonces mi unica experiencia con
mujeres consistió en eso), yo tenía la polla durísima y mi tía me la empezó
a mamar yo no me lo creía nunca antes me habían comido la polla, era
fantástico, no aguanté mucho, mi tía me la comía como una loca, lo hacia
muy rápido y entre espasmos me corrí enseguida, solté todo mi esperma en su
boca y ella no dijo nada y se tragó todo mi semen.

Yo estaba exhausto como en una nube cuando vi que mi tía se desnudaba
delante de mi, se quitó su blusa, bajo la que se escondían unas pequeñas
tetas, bastante caidas dada su edad y unos pocos michelines, se quito la
falda y me enseño su coño era bastante peludo, y se tumbo a mi lado, me
cogió la mano y se la metió entre sus piernas, noté todo su coño caliente y
chorreante y como gimió al primer contacto, yo comencé a mover mi mano,
quería devolverle el placer que ella me había dado y movía mi dedo
suavemente tocando su clitoris, con la cara le estaba chupando sus pezones,
cuando ella me cogió la cabeza y me la bajó hacia su chocho, enseguida
comprendi lo que quería que le hiciese.

Yo nunca le había comido el coño a nadie y allí lo hice, comencé pasando mi
lengua por su clítoris y con mis dedos le penetraba, yo estaba de nuevo
empalmando cuando entre gritos de placer mi tía se corrió en mi boca, noté
todo su líquido chorreante entre mis labios y mi cara y paré, me acerqué a
mi tía y me dijo si era virgen, yo le dije que sí y ella se río, me hizo
tumbar en la cama y comenzó a masturbarme, cuando tenía la polla dura se
montó sobre mi y se metió mi polla en su coño, yo estaba como loco, sentí
un placer impresionate mientras veía a mi tía como se movía y disfrutaba y
eso me calentaba mas, no tardé en descargar dentro de ella mientras ella se
corría entre gritos.

Acabamos los dos exhaustos tumbados en la cama y desnudos. Durante los días
siguientes lo hacíamos a todas horas. Desde ese momento cada vez que tengo
vacaciones voy donde mi tía y allí descargo mi tensión.

Busquedas entrantes: